viernes, 25 de agosto de 2017

Ciertamente hace muchos días que no comparto nada con vosotros y en realidad no hay tan sólo un motivo para que esto sea así, sino que, como suele ocurrir, se debe a un conjunto de motivaciones, de entre las cuales se encuentran la falta de inspiración, el tiempo empleado en otros quehaceres, una pizca de pereza y mi propia dejadez. 

No puedo engañaros, casi todos los que os movéis por estos rincones sabéis como es de complicado mantenerse activo en los blogs y no dejar que el resto de cosas consuma el tiempo que le dedicábamos, y admiro muchísimo a aquellos que son tan organizados y perseverantes como para escribir asiduamente. Yo soy mas bien caótica, o me da por escribir a diario o paso siglos sin hacerlo.

Sinceramente no es algo que me importe demasiado porque no trato de vivir de esto, no me alimenta el ego el hecho de tener muchos seguidores, de ser reconocida o admirada, sino que simplemente lo hago como medio de expresión, cuando y como me apetece; lo he hecho así toda la vida, ya fuera en un papel o un ordenador, y así sigue siendo, pero reconozco que ahora que tengo la fortuna de poder expresarme en persona, de voz, sin tener que ocultar nada, no siento tanta necesidad de expresarme por escrito, de forma anónima.

Pero hoy, dejo todo eso de lado aunque todo se siga cumpliendo, porque es un día especial, porque...simplemente me apetece hacerlo y ya sabéis lo anárquica que soy en mis formas...

Como digo es un día especial, un día que me inspira el agradecimiento y así me rindo ante él.

Debo dar gracias por tener la oportunidad de ser real, de no tener miedo a mostrarme como soy, saber que mis defectos son conocidos y aún así se me acepta y se me quiere. Es una palabra que hasta no hace demasiado no me atrevía siquiera a pronunciar, se prostituye con el uso desmedido y atreverme a imaginarla hacía mí me parecía también exagerado. 

Sé lo que es la inestabilidad, el temor, el fracaso, la ansiedad en estado puro, querer desaparecer y empezar de nuevo, odiar sentir, menospreciarme y llevar dentro un peso tan grande que no me dejaba fluir.

Jamás pensé liberarme, aunque lo anhelaba en mi soledad, jamás creí poder soñar, compartirlo y mirar al futuro, ese que sigue siendo igual de incierto pero que el presente tiñe de la posibilidad de otro color. Cierro los ojos y me parece magia, creo que esto no es real, no puede serlo...pero entonces alguien me da un pisotón y me recuerda quien soy y lo que estoy viviendo para que no me pierda en un pasado que ya no me atrapa mas que en mis pesadillas.

Agradecida estoy a esa madre que quisiera pudiera comprenderme, que sintiera la felicidad que cualquier madre tendría ante el orgullo de haber formado a un niño que es hoy un buen hombre, un hombre justo, un hombre deseado y amado. 

También agradecida a todas esas vivencias que te han hecho como eres, a esos malos momentos que han forjado tu carácter, a esos que han despreciado tu esencia y me han dado a mi la oportunidad, a los que te han deseado pero no han tenido la constancia suficiente por dejarme paso, por ser impacientes y permitirme a mí demostrar ya no mi paciencia, sino mas bien mi cabezonería, y la Tuya, por supuesto...

A esos amigos que te han apoyado en los malos momentos pues se han merecido también los buenos porque saber que puedes confiar en los demás hace que seas sociable y agradable, pero también a esos que te han fallado, que han aprovechado tu debilidad para tratar de sobrepasarte y te han concedido la valentía suficiente para ser firme en tus convicciones y no temer a la soledad.

Todo y todos han hecho que hoy seas el hombre que eres, y gracias a tu empeño, tu rectitud y a tus admirables ganas de seguir avanzando eres mi compañero ideal en esta ajetreada y apasionante aventura, y deseo poder seguir disfrutando a tu lado mucho mucho tiempo, hasta justo un segundo antes...

Deseo que puedas pasar un día muy muy feliz y que en todos, en este incluido, se te conceda la oportunidad de disfrutar de un presente conmigo y de soñar en un futuro juntos, que lo vayamos viendo convertirse en un ahora y sigamos siendo capaces de superar aquellas barreras del día a día para ser un poquito mas felices.

Y ya, poquito mas que decirte, porque sino me pongo en modo metralleta y ni de respirar me acuerdo...así que sólo desearte todo lo mejor y confiar en estar muy muy prontito contigo para darte tantos besines y mimines como te debo, y algunos mas porque...porque no?

FELIZ CUMPLE MI SEÑOR!
T'estimo molt!



0 comentarios :

Publicar un comentario

Seguidores

Visitantes

Con la tecnología de Blogger.

Chateando

Popular Posts

Lecturas